APB rechaza que los orientadores educativos no sean funcionarios

Alternativa por Boadilla va a pedir a la Comunidad de Madrid paralizar la orden por la que los centros educativos concertados seleccionarán a los orientadores. Una labor hasta ahora desarrollada por funcionarios.

APB rechaza que los orientadores educativos no sean funcionarios.
APB pide a la Comunidad de Madrid paralizar la orden por la que los centros educativos concertados seleccionarán a los orientadores.

El grupo municipal Alternativa por Boadilla (APB) ha mostrado su rechazo a la orden de la Comunidad de Madrid que modifica los criterios para los equipos orientadores en los centros concertados.

La Asamblea regional ha aprobado que estos orientadores sean seleccionados por los propios centros y no sean funcionarios como hasta ahora.

Los Equipos de Orientación Educativa y Psicopedagógica (EOEP) son los grupos de funcionarios docentes que se ocupan del soporte técnico y orientación de los centros que integran la red pública de educación infantil en las etapas de atención temprana, infantil y primaria.

Y desde APB recuerdan que en marzo de 2017, sus concejales presentaron una iniciativa, a petición de los profesionales de la zona oeste, tras conocer la sobrecarga de trabajo que tenían y la insuficiencia de medios personales y materiales.

Recientemente, explica esta formación, la Asamblea de Madrid ha aprobado una Orden (547/2019, de 24 de febrero), por la que se regulan los criterios para la organización y funcionamiento de la Orientación Primaria en centros privados concertados y su financiación". Y aseguran que "tuvimos conocimiento de que cuatro personas llevaban la orientación escolar en esta etapa para casi 300.000 habitantes en nuestra zona".

Para Félix Jiménez, concejal de APB en la Comisión de Educación, "el orientador no debe ser un trabajador contratado por el centro educativo y estas funciones deben ser desempeñadas por funcionarios públicos, dado que estos centros se sostienen con fondos públicos. Los funcionarios realizan su labor de forma independiente de la dirección y de los intereses del centro. La ley debe garantizar que tenga las condiciones de imparcialidad objetivas a la hora de tomar las mejores decisiones sobre el alumno". Motivo por el que APB anuncia que va a solicitar a la Comunidad de Madrid la paralización de la mencionada orden.