Triunfo del Balonmano Atlético Boadilla, al que este fin de semana arropó toda su afición

El partido jugado el pasado sábado respondió a todas las expectativas con un buen juego del equipo y una afición que abarrotó el pabellón polideportivo de Boadilla. El resultado final del emocionante encuentro fue Bm At. Boadilla DHO 31- Bm.Guadalajara 29.

 

 

Un momento del encuentro disputado el pasado fin de semana en Boadilla.
Un momento del encuentro disputado el pasado fin de semana en Boadilla.

El partido entre los dos mejores equipos de la Primera División empezó, como cabía esperar, con un marcador muy ajustado donde los jugadores pletóricos de fuerza realizaban jugadas sensacionales, y en el que ambos dejaban claro que quien quisiera ganar el encuentro iba a tener que luchar hasta el final. 

 

En este primer tramo los alcarreños lograron marcharse con ligeras ventajas de hasta tres goles, enseguida  contrarrestados por los atléticos que no estaban dispuestos a defraudar a su público, que llenó la grada y se mostró en total conexión con los jugadores. Llegó el descanso con un gol favorable para los visitantes (14-15) quizá más entonados en esta primera parte.

 

Lo mejor, en la segunda parte 

 

Y como va siendo habitual en casi todos los encuentros, los jugadores rojiblancos siempre dejan lo mejor para las segundas partes. Así, según iban pasando los minutos, los de Boadilla empezaron a poner su máquina a funcionar a pleno rendimiento.

 

Basándose en su defensa 6:0, apoyada en el excelente portero local, Luis Castellar,  y con una gran efectividad  en su ataque posicional, se fueron despegando hasta de 5 goles (29-24), lo que hacía que afrontaran los últimos minutos con relativa tranquilidad.

 

Pero el Guadalajara no estaba dispuesto a dejarse vencer fácilmente y  apretó el marcador con una defensa individual, pero ya no había tiempo y el Bm Boadilla se aseguraba una nueva victoria, y van 17, dando la imagen que esta temporada son un bloque muy difícil de batir.

 

La afición

 

En el intermedio el campo se llenó de niños y niñas de todas las edades lanzando a la portería y demostrando que el balonmano en Boadilla va cuajando entre los más pequeños.

 

El público premió a sus jugadores con una gran ovación y salió con la sensación de haber vivido una gran jornada.